Macarrones con Queso
Macarrones con Queso

Macarrones con Queso y Salsa Bechamel

Navegar por Contenido
    Add a header to begin generating the table of contents

    El típico de la cocina de Estados Unidos, los macarrones con queso, se han convertido en todo un símbolo de la comida rápida; perfecto para esos días de lluvia en los que cualquier cosa vale con tal de recrearse al unísono de las gotas y el clima fresco.

    Pero hoy no será la ocasión, pues vamos a hacer una receta mucho más elaborada, en la que incluiremos un clásico de la cocina francesa como lo es la salsa bechamel.

    Spoiler: tus papilas van a explotar de la emoción cuando pruebes el resultado final.

    Y es que una las características principales del tradicional Mac&Cheese es que se trata de una preparación rápida para salir del apuro, aunque también puede usarse como complemento de recetas más complejas.

    Ciertamente no me considero muy partidario de la pasta, pero hay ocasiones en las que no me puedo resistir a una. Especialmente si la acompañamos con ingredientes de buena calidad y su consiguiente sabor.

    Es por esa razón que esta receta de macarrones con queso decidí hacerla con una base de salsa bechamel en lugar de usar las tradicionales cremas procesadas que poco o nada de sabor aportan.

    Debo reconocer que la idea del Mac&Cheese fue de último minuto, así que tuve que improvisar con otros ingredientes, teniendo que utilizar los que tenía en casa y alejarme bastante de la preparación original. Aún así, conseguí resultados muy buenos, y por eso decidí compartir la receta.

    La preparación

    Además de la salsa bechamel que nos servirá como base, también vamos a utilizar tres quesos diferentes. En mi caso, tuve que utilizar queso cheddar, manchego y quesillo fresco, un queso típico del sureste de México que destaca por ofrecer sabores ligeros, muy parecido al del ricotta, pero con notas umami.

    En la receta encontrarás sustitutos perfectos que harán más delicioso tu mac&cheese.

    Por su puesto que no podría faltar el tocino ahumado y como toque final, una pizca de cebollin y panko de ajo que me había sobrado del día anterior, el cuál hice para el pescado horneado en salsa de mantequilla y lima.

    El tiempo de preparación desde cero fue de aproximadamente 70 minutos, teniendo en cuenta que tuve que hacer la salsa bechamel, cocer la pasta y después hornear.

    Pero créeme, valdrá la pena, pues te garantizo, será la mejor versión de macarrones con queso que vas a probar en casa.

    Macarrones con Queso

    Macarrones con queso y Bechamel

    Yield: 4
    Prep Time: 30 minutes
    Cook Time: 30 minutes
    Total Time: 1 hour

    Esta receta de macarrones con queso y salsa bechamel explotará tus pupilas de la emoción.

    Ingredients

    • 320 grs Pasta Macarroni  Cavapatti 
    • 3 lts de agua
    • 150 grs de queso cheddar
    • 150 grs de queso gruyere
    • 120 grs de queso mozzarella
    • 1 lt de salsa bechamel
    • 50 grs de mantequilla
    • 200 grs de tocino ahumado
    • Cebollín o Perejil picado
    • Panko en mantequilla de ajo
    • Sal y pimienta al gusto

    Instructions

    1. Comienza cociendo la pasta en agua hirviendo con sal durante 10 minutos.
    2. Durante este tiempo, pon a cocinar el tocino. De igual forma, empieza a preparar la salsa bechamel para ahorrar tiempo.
    3. Una vez estén listos los tres elementos, coloca la mantequilla en una cacerola limpia y espera a que se derrita.
    4. Agrega la salsa bechamel y la pasta cocida. Incorpora.
    5. A continuación agrega el queso cheddar y el queso gruyere y revuelve hasta que se gratinen.
    6. Añade el tocino y vuelve a integrar.
    7. Vierte la preparación en un refractario para hornear y coloca el queso mozzarella a modo de cubierta, exparsiéndolo por toda la superficie.
    8. Lleva al horno previamente precalentado a 180 grados durante 30 minutos o hasta que se dore el queso.
    9. Sirve con el cebollín o perejil y el panko encima.

    Notes

    1. Recuerda que al momento de cocer la pasta, el agua debe estar en punto de ebullición para que la cocción comience de inmediato.
    2. Cuando esté lista, transfiere a un escurridor, procurando que se drene toda el agua.
    3. Agrega dos cucharadas de aceite y revuelve junto con la pasta. Esto te ayudará que no se seque en caso de que tengas que esperar a que se terminen los otros elementos.
    4. Si bien comentaba que yo utilicé cierto tipo de quesos que tenía en casa, en la receta se mencionan aquellos que son de uso más común para esta preparación y que aportarán más sabor.
    5. Puedes acompañar la receta con la proteína de tu elección, preferentemente con pollo o langosta.

    Nutrition Information:
    Yield: 4 Serving Size: 1
    Amount Per Serving: Calories: 632Total Fat: 33gSaturated Fat: 19gTrans Fat: 0gUnsaturated Fat: 8gCholesterol: 127mgSodium: 2022mgCarbohydrates: 43gFiber: 2gSugar: 10gProtein: 39g

    La información nutrimental mostrada es sólo una aproximación.

    ¿Hiciste esta receta?

    Si has hecho la receta, por favor, déjame un comentario en el blog o comparte una foto en Instagram o Facebook con la etiqueta @kitchenstories.life

    Share

    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on linkedin
    Share on whatsapp
    Share on pinterest
    Share on telegram

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *